Volver Newsletter

Bonos Líquidos: “la principal dificultad es la complejidad del cálculo”

Los pactos de haberes esporádicos o de gratificación son muy comunes en las empresas. Cuando un empleador decide entregar un bono a sus colaboradores, no solo es relevante la determinación del monto en relación a esta inversión, sino que también a que el cálculo no sea errado y se convierta en un verdadero beneficio, tanto para la productividad, como también para el bienestar de los trabajadores.

Entrevistamos a Belisario Villalobos, consultor de WinPer, para que nos explique como el sistema de remuneraciones con más de 23 años de experiencia en el ámbito de los recursos y capital humano, facilita este cálculo, entregando la oportunidad de automatizar este proceso.


Para partir, ¿a qué se refiere WinPer con bono líquido?

Es un haber líquido pactado entre el empleador y el trabajador. Por un trato determinado, ya sea gratificación o bien como incentivo, se decide entregar un monto extra que debe liquidarse a la hora de obtener las remuneraciones, por lo que ese valor debe calcularse en bruto, para que el trabajador obtenga finalmente el total acordado en forma líquida.  Esto es muy frecuente en las empresas especialmente cuando hay negociaciones colectivas, pues los trabajadores tienen mayor sensibilidad a valores líquidos y es frecuente acordar un bono para todos los trabajadores en modalidad líquida, por ejemplo aguinaldo de navidad o fiestas patrias o bono de fin de negociación.


¿Cómo se “embrutece” el valor en WinPer?

Si el empleador decide pagarle $10.000 como bono líquido a un trabajador, para que aparezca de tal manera en su liquidación, este monto debe aumentarse con los cargos asociados a las leyes sociales como AFP, Isapre, Tributaciones, entre otras, de tal manera que el acuerdo de dinero se convierta en un haber bruto, para que cuando sea procesado en el momento del pago de remuneraciones se haga correctamente. WinPer, permite procesar las características, los atributos del haber líquido y el sistema se preocupa de embrutecerlo, para que los $10.000 acordados se conviertan $12.480 o el valor que tenga que ser dependiendo de los planes de cada trabajador, y obtenga el valor pactado en el pago de remuneración. Este cálculo no es simple, pues al agregar un haber aumenta el bruto y se modifica el líquido, por lo que la forma exacta de llegar al monto es por aproximaciones sucesivas y en cada una de ellas se debe volver a calcular la liquidación completa. Por este motivo algunas empresas excluyen pactos en líquido o acuerdan entregar el beneficio en forma aproximada.


¿Cuál es la complejidad de su cálculo?

Cuando no se cuenta con esta posibilidad, el liquidador o la persona que liquida las remuneraciones, tendría que hacerlo manualmente o a través de una planilla Excel, lo que es factible para una, dos o tres personas si tiene habilidades en Excel, pero si ese concepto se lo estamos pagando a 50 trabajadores, el tiempo que conlleva llevar cada uno de esos montos a cada uno de los trabajadores, puede ser muy significativo. Yo le puedo pagar a todos los trabajadores $50.000 líquido, pero cada uno va a cotizar en una AFP donde tiene un 11,25% de ahorro previsional, otro en una AFP donde tiene un 11, 48%, y así puede ir variando, por lo tanto son distintos los resultados en cuanto a leyes sociales. WinPer ya está preparado para hacer todo este cálculo automáticamente.


¿Cuál es el beneficio que entrega WinPer?

El ser capaz el sistema de automatizar el cálculo. Además, le da exactitud, le da rapidez a este proceso, que finalmente es un beneficio para los trabajadores y conforma un asunto sensible, donde cualquier error puede significar más de algún problema al interior de una empresa. Disminuir los riesgos, es una de las ventajas que entrega WinPer a nuestros clientes.


¿Cuáles son las funcionalidades de WinPer en este ámbito?

En WinPer el ingreso de los haberes puede ser individual, o sea trabajador por trabajador, dependiendo de su acuerdo, o en una forma masiva, es decir, preparo una carga masiva de haberes. El sistema me entrega una planilla Excel, donde el liquidador llena los campos con la información necesaria y así subirlo masivamente, es decir no tengo que digitar uno por uno los conceptos que voy a pagar. En el caso del haber líquido también puedo subirlo masivamente, si voy a pagar $50.000 preparo una planilla que me orienta a cómo se va a realizar esa carga y la cargo con todos los datos a toda la planta de colaboradores.


¿Cuáles son las principales dificultades a la hora de decidir pactar un bono líquido?

Más que nada es la complejidad del cálculo. Se usa bastante el concepto de haber líquido, lo que pasa es que al no tener una herramienta adecuada como WinPer, se tiene que realizar esta labor en forma manual y esta acción puede ocupar mucho tiempo según sea la cantidad de trabajadores a considerar. Además, puede ser un trabajo muy susceptible al error de cálculo al ejecutarlo manualmente, considerando que pueden existir más de un bono líquido en un mismo trabajador y diferentes consideraciones entre ellos.


¿Cómo es el cálculo en WinPer?

Es exacto y rápido para obtener este monto. Una vez definido el monto pactado, el bono líquido se embrutece en el momento del proceso de liquidación para que salga a pago y liquidado en la fecha que la empresa determine. El uso es cómodo, simple de navegar y de fácil acceso. Basta con definir en la parametrización del sistema que un bono tiene el atributo de “líquido” y el sistema lo calculará de esa forma.  Además, siempre en WinPer, contamos con consultores y mesa de ayuda disponible para nuestros clientes frente a cualquier duda o consulta en esta o en otra materia. El cálculo del bono líquido y el apoyo a nuestros clientes son temas que nos diferencia. 


Fuente: Innovasoft